¡Espera un poco!
Read and listen

No tienes nada aún. ¿Ya viste lo nuevo en nuestra Store?

Ayy, close that door, we blowin' smoke
Perspectives

El ministro del trabajo japonés dice que llevar tacones en el trabajo es “necesario y razonable”

Una mujer y un hombre en su lugar de trabajo. Fotografía: Financial Times
Words mor.bo

Update 06/06/2019, 12:40 horas:

Luego de que una petición con más de 20.000 firmas solicitara la eliminación de la “obligación social” de las mujeres de llevar tacones en el trabajo, un ministro japonés defendió las políticas laborales que exigen que las mujeres lleven tacones altos como algo “necesario y razonable”.

Según la Agencia de Noticias Kyodo, el ministro de Salud, Trabajo y Bienestar Social japonés, Takumi Nemoto, se dirigió a legisladores el miércoles sin intención de dar su brazo a torcer.

“Es generalmente aceptado por la sociedad que llevar tacones altos es necesario y razonable en los lugares de trabajo”.

¿Por qué es “necesario y razonable”? No lo especificó, pero hizo el comentario luego de que el legislador de la oposición Kanako Otsuji, calificara el código de vestimenta de “anticuado” y dijo que la política que aplicaba solo a las mujeres mujeres equivalía a “acoso”: “Es abuso de poder si una trabajadora con un pie lastimado es forzada a usar tacones altos”, dijo.

La polémica nació luego de que la japonesa Yumi Ishikawa creara una petición en Internet pidiendo que se prohibiera la política. Ishikawa escribió en la página web de la petición que se sintió inspirada a hablar después de haber sido forzada a permanecer de pie durante horas en su lugar de trabajo. La petición respalda el hashtag #KuToo, un guiño al popular movimiento #MeToo y un juego de palabras en japonés para las palabras zapatos (kutsu) y dolor (kutsuu).

Japón sigue luchando con la paridad de género, aunque el país está experimentando un leve avance con respecto a los roles tradicionales de género para hombres y mujeres. Sin embargo, algunos legisladores parecen mantener puntos de vista más tradicionales sobre estos roles y las normas sociales, un obstáculo para quienes presionan por una legislación más progresista.

Post original:

Luego de que en los últimos años las mujeres asiáticas han protagonizado protestas contra el porno voyeurista y rutinas de belleza imposibles de seguir, ahora los tacones son el centro de atención de un nuevo movimiento. Verán, en Japón, así como en muchos lugares del mundo, buscar trabajo requiere más o menos una vestimenta formal. Solicitar un empleo de nivel inicial en grandes empresas significa visitar sus oficinas de reclutamiento y su sede central para asistir a seminarios de información y entrevistas, y para transmitir la seriedad con la que los aspirantes van a tomarse el trabajo, se espera que estos vayan muy bien vestidos.

Tanto hombres como mujeres deben usar traje, aunque las mujeres pueden optar por no usar una corbata. Sin embargo, el uso de los tacones es prácticamente obligatorio: aunque no hay una ley que los imponga, los zapatos planos suelen ser mal vistos, ya que tradicionalmente se consideran demasiado informales, y por eso los tacones de nivel medio se han convertido en el código de vestimenta de facto para las mujeres trabajadoras en Japón.

Sin embargo, buscar empleo o ir a trabajar implica desplazarse por los centros de las ciudades, tomar trenes, trasladarse a pie en vagones llenos de gente mientras se va a los distritos de oficinas, y luego caminar hasta el lugar de la entrevista o de trabajo, y para las mujeres, los tacones no son una buena combinación, tal como podemos ver en este tweet:

“Quiero que nos deshagamos de los tacones para buscar trabajo”, decía una usuaria de Twitter. “Si tienes juanetes o un empeine alto, el zapato te roza la piel y te la rompe” se lamentó, añadiendo: “Los tacones son el equivalente moderno del amarre de los pies (de la era de las Geishas). Es un error forzar a las mujeres a usarlos. Dicen que es de buenos modales usarlos. ¡Es una lesión médica!”

Otra japonesa, llamada Yumi Ishikawa, habló sobre el problema publicando el hashtag #KuToo, una modificación de la palabra japonesa kutsu, zapatos, con el sufijo Too, proveniente del movimiento contra el acoso sexual #MeToo. Ahora, #KuToo ha estado apareciendo en las redes sociales japoneses con una frecuencia cada vez mayor, ya que el año comercial japonés, cuando los recién graduados de la universidad empiezan a trabajar, comienza en unas pocas semanas, y muchos códigos de vestimenta de oficina requieren que las empleadas lleven tacones durante las horas de trabajo.

Con el hashtag popularizándose, Yumi decidió hacerlo una campaña formal, con una petición online que lanzó el pasado mes de febrero y que hasta el momento lleva 19.000 firmas, así como una petición al gobierno la semana pasada para protestar contra lo que dicen que es un requisito de hecho para que el personal femenino lleve tacones altos en el trabajo.

“Hoy presentamos una petición en la que pedimos que se introduzcan leyes que prohíban a los empleadores obligar a las mujeres a llevar tacones como forma de discriminación o acoso sexual”, dijo Ishikawa a los periodistas tras reunirse con funcionarios del Ministerio de Trabajo. Una funcionaria del ministerio que se reunió con ella “era una mujer y simpatizaba con nuestra petición… y nos dijo que esta es la primera vez que voces de este tipo llegan al ministerio”, dijo Ishikawa. “Es el primer paso adelante hacia el logro de estos objetivos”.

Hasta el momento, los funcionarios del Ministerio no hicieron comentarios oficiales sobre la petición, pero lo cierto es que muchos activistas japoneses en redes sociales incluso han pedido que las reglas de vestimenta puedan ser menos estricta en los lugares de trabajo, incluso para los hombres, quienes casi en su totalidad usan trajes.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • Me gustó
  • 1
    Me prendió
  • 7
    Lo amé
  • 2
    Me deprime
  • 1
    WTF!
  • Me confunde